Our CEO and The INDI Fund Project Featured in Mexican Newspaper “El Informador.com.mx”

Se llama Francisco, se apellida Acuña, y nada tiene que ver con el ex gobernador de Jalisco

¿Buenas noticias? Muy pocas o depende de cómo se vean. Continuando con el caos de la inseguridad en la que está inmerso nuestro México, en medio de las cadenas de correos electrónicos que llegan desmintiendo y demandando al Gobierno en todos sus niveles, llegó uno diferente que me pareció importante compartir con el fin de apoyar y aplaudir porque se lo merece, y no es para menos. Se trata de la historia de un joven mexicano que cuenta con —nada más— una maestría en administración pública por la Universidad de Harvard, otra en leyes internacionales por la Universidad de Georgetown y otra en administración de negocios por el Instituto de Tecnología de Suecia. Además de la dedicación a sus estudios ¿qué hace especial a este hombre? Que el proyecto que desarrolló, lo tiene como uno de los tres finalistas ¡del mundo! para ser reconocido como el mejor proyecto 2010 que elegirá el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) para recibir apoyo y hacerlo realidad no sólo en México, sino en Latinoamérica.

Su idea es llevar la inversión privada a proyectos de energía sustentable en las comunidades indígenas, y su historia, así de la nada, circula en la red con el propósito de pedir que ingresen a la página del organismo internacional y voten por este importante logro no sólo para una persona, sino para todos los que necesitamos saber que los sueños se pueden alcanzar y los objetivos concretar, aunque no sea en el país de origen. Irónico, porque a pesar de ser uno de tantos que ve reflejado el éxito en el exterior, este paso que está por alcanzar, beneficiaría a la tierra que lo vio nacer.

Se llama Francisco, se apellida Acuña, y nada tiene que ver con el ex gobernador de Jalisco. Su experiencia en comercio internacional, negocios y relaciones gubernamentales lo tiene ahora trabajando a la cabeza de la firma financiera y de consultoría “In Trust Global Investments” con sede en Washington. Esta compañía avaló la creación de Acuña, llamada “Indi Fund” que plantea el desarrollo de proyectos de energía renovable en beneficio de las comunidades indígenas de México, América Latina y el Caribe. El proyecto es el primero en su tipo porque se trata de un fondo de inversión, que conecta capital internacional con proyectos estratégicos sustentables por medio de alianzas con poblaciones indígenas en beneficio de todos los habitantes de la región.

No me crea, tómese un tiempo para conocer más del tema en la página del BID y permítase asombrarse por el gran trabajo de este mexicano. El proyecto ganador será el que tenga mayor número de votos. Y le aseguro que si emite el suyo antes del 15 de diciembre no se arrepentirá, como en otros casos de los que ni vale la pena hablar.